Temas actuales

Quiero cambiar

Si me perdonas por relajarme, empiezo con una broma. Un chico quería unirse a un grupo de superhéroes. Buscó al líder de los superhéroes, quien preguntó por el superpoder del candidato. El mismo respondió: "Mi poder es querer". El líder de los superhéroes miró bajo su súper máscara a los ojos del candidato y dijo "¡Querer no es poder!"

Hay muchas líneas en psicología. Algunos enfoques señalan que el cambio de comportamiento requiere voluntad y que el sujeto, al actuar en contra de su salud, es porque, de alguna manera, no quiere realizar el cambio. Otros entienden que existen factores para comportarse de cierta manera, y que al cambiar estos factores el cambio se vuelve más probable. Algunos de estos factores son externos, y otros pueden tener más que ver con la interpretación, o cómo se perciben estos factores externos y cuál es su impacto en el mantenimiento o modificación de la conducta. Hablando en buen portugués, el hambre sería uno de estos: si estamos bien alimentados, es más fácil mantener la dieta. Si nos morimos de hambre, es más fácil dejarlo ir. Y de hecho hay estudios que demuestran que una dieta que tiene el hambre como componente tiene menos posibilidades de éxito ...

Ayudar a la persona, entonces, a cambiar su visión de su vida como un todo puede ayudar a estos cambios, además, por supuesto, a cambiar preguntas concretas sobre su vida. Ahora bien, no hay duda de que el comportamiento en cuestión es correcto, pero también de que los hábitos saludables son superiores. Hay una forma de clasificar esto a grandes rasgos. Cuando una persona no tiene ni siquiera pensar en cambiar su comportamiento, lo que podríamos llamar “pre-contemplativa” (antes de pensar en ello), una exploración respetuosa de su contexto como un todo puede ser la mejor manera de tratar. Enfrentar, en este momento, es garantía de que la persona se sienta acorralada. Pero una buena exploración demostrará el daño de la pintura, tarde o temprano.

A partir de ese momento, la persona podría pensar, algún día, en quién sabe cómo cambiar su situación. A esto podríamos llamarlo “contemplativo” (pensar en ello). En este punto es interesante ser un poco más asertivo y comparar las ventajas y desventajas de tener o no un comportamiento tan dañino o subóptimo con un comportamiento propuesto (buenos hábitos, abstinencia de una sustancia). También podemos empezar a ayudar al individuo a pensar en las posibles aventuras y obstáculos como, en el caso del ejemplo de la dieta, tomar un refrigerio saludable antes de acudir a eventos sociales con comidas seductoras, o en el supermercado a comprar los alimentos de la semana. Esto le permite a la persona cobrar valor y comenzar a planificar el cambio de comportamiento. En este momento, la balanza pesa menos para explotar ventajas e inconvenientes y más para prepararse, anticipar obstáculos, crear redes de apoyo, modificar contactos y redes sociales. En este punto, puede cambiar su comportamiento.

Para algunas personas, todo esto puede suceder en una sola reunión. Para otros, puede llevar mucho tiempo. Factores como la empatía, la conexión terapéutica, la historia de vida, los intentos previos, todos influyen. No existe una fórmula mágica e instantánea. Pero de hecho, cuando este proceso se hace bien, las cosas que alguna vez fueron muy seductoras pueden volverse menos seductoras, y las cosas que alguna vez fueron muy poco interesantes pueden redimirse. Ayuda mucho tener una vida que valga la pena, una vida que valga la pena vivir. Además, claro, ¡no pasar hambre delante de la heladería! Así, cuando en realidad lo que puedo comer un helado, que es para el cuidado personal, para el amor, y no es algo que se molestó después. Y, en algunos casos, esto, por supuesto, implica el final de un momento en la vida, como el uso de sustancias o algunas conductas que ponen en riesgo a la persona. Aún así, tendremos otras cosas en la vida que harán que esto valga la pena.

 

Texto del psiquiatra Emmanuel Kanter del equipo de integración CEFI - tratamiento multidisciplinario para la dependencia química